domingo, 6 de febrero de 2011

Hasta siempre, Gary Moore

No hace ni un año que se marchó la leyenda del heavy metal Ronnie James Dio, y ya nos llevamos otra mala noticia. Esta vez le ha tocado a Gary Moore, conocido por haber pertenecido a la mítica banda de rock Thin Lizzy y por sus éxitos en solitario, sobretodo en su faceta mas blusera.


Extracto de lastfm.com:
Gary Moore nació el 4 de abril de 1952 en la ciudad de Belfast, Irlanda del Norte. Es uno de los guitarristas más reconocidos del mundo, sacando a relucir sus dotes en la banda liderada por Phil Lynnot, Thin Lizzy.

Gary comenzó tocando en una banda llamada The Boys, pero al poco tiempo, con dieciséis años de edad, decidió formar Skid Row (no confundir con Skid Row, banda glam/heavy rock), acompañado por Brendan Shields (bajo), Noel Bridgeman (batería) y Phil Lynott (voz). Éste último es quien formaría más tarde la banda Thin Lizzy, mientras que él grababa junto a Peter Green, guitarrista de Fleetwood Mac.


Antes de comenzar su carrera solista, grabó tres discos con Skid Row. Poco después de que grabara el primero de éstos, Grinding Stone en 1973, ya había sido invitado a reemplazar a Eric Bell en Thin Lizzy, banda que llego a formar durante un corto lapso antes de lanzarse como solista. En 1975 se crea Colosseum II, y al mismo tiempo Gary se vuelve a unir a Thin Lizzy. El primer álbum que graba con ellos es Black Rose en 1979. A mediados de una gira por américa, Moore vuelve a dejar la banda y forma G-Force. El Parisienne Walkways de Back on the Streets, llegaría a ser top ten de la listas del Reino Unido.

Durante la década del 80’ vive una época más tranquila, pasándose al pop, momento en el que consigue su mayor popularidad en Inglaterra con su LP Empty Rooms en 1985. También colabora con Phil Lynott en «Out in the Fields».

Gary siempre estuvo influenciado por la música celta. El álbum After the War lo depositó en las listas de éxito, de la mano de Still Got the Blues. Dejando de lado el hard rock, se vuelve más intimista y da un pronunciado giro hacia el blues, con un tono más instrumental y grandes arreglos vocales.
Gary Moore ha muerto hoy 6 de Febrero de 2011 en el lujoso Kempinski Hotel Resort de Estepona, en plena Costa del Sol, en Málaga, mientras dormía.


Os aconsejo  escuchar el álbum Still got the blues, si no lo habéis hecho ya, de lo mejor que nos ha dejado esta leyenda de la guitarra.

No hay comentarios:

Publicar un comentario